miércoles, 8 de enero de 2014

Guarda fronteras roban pertenencias a jóvenes que intentaban salida ilegal

Dania Virgen García

El pasado 27 de septiembre, 19 jóvenes, con edades entre 20  y 30 años,  de los municipios  San Miguel del Padrón y Cotorro, intentaron salir ilegalmente del país. Al no lograr su objetivo, tuvieron que  regresar decepcionados.

Habían  armado un medio naval rústico en forma de catamarán, que tenía de largo 6.50 metros, y 3 metros de ancho.
A la 9 de la noche del día mencionado, 16 hombres y 3 mujeres, se lanzaron al mar por la playa Brisas del Mar, en Guanabo, al Este de La Habana.

El motor de la embarcación se atascó. Todos tuvieron que retirarse en pequeño grupos para no ser notados  por la policía. Dejaron atrás dos cajas de latas de refresco Vigor, tres sacos llenos de latas de conserva de salchichas, sardinas, spam, carne prensada, paquetes de galletas, dulce y saladas, y pomos de mermeladas, cinco pomos de 20 litros de agua potable, cinco sacos llenos de pomos de 1500ml de gasolina, (250litros), una caja de herramienta, 19 mochilas con ropas, y artículos de aseo personal, el motor fuera borda de fabricación rusa  y sogas.

Un par de horas más tarde la embarcación fue avistada por los guarda fronteras.

Sobre las 11 de la noche, cinco de los jóvenes, que se hallaban por el paradero de Guanabo fueron detenidos: Alain La O Labori, Javier González Ofazabaf, Dariel Castillo Ofazabaf, Yoel Leiva Piñeiro, Carlos Humberto Pupo Allen, por dos guaguas de la policía de guardias fronteras. Los agentes que no se identificaron y estaban vestidos de civil, les pidieron los carnets de identidad a los jóvenes, que se les hicieron sospechosos porque estaban mojados.

A los cincos los trasladaron para la torre de mando. Fueron  tratados de forma despótica. Sobre las 3 de la madrugada del día 28,  los condujeron hacia Boca de Jaruco.  Al amanecer, los interrogaron uno a uno.

Luego del interrogatorio, los obligaron  a firmar un acta, y de inmediato  los liberaron, devolviéndoles   los carnets. Cuando se iban, observaron como los guardias se repartían la comida y demás provisiones que habían dejado en la embarcación.

Refirieron los jóvenes que el oficial que los atendió les prometió que no tendrían ningún tipo de problemas, de procesos judiciales y que tampoco serían multados.

Pero el pasado 16 de diciembre los cinco jóvenes recibieron un documento de la Capitanía del Puerto de La Habana, con la resolución 114/13, comunicándoles que dicha entidad determinó  que por poseer un medio naval rústico sin estar debidamente inscripto en los registro de la Capitanía del Puerto,  incurrieron en la infracción prevista en el inciso F del articulo 1 catalogado de muy grave.

En resumen, cada uno fue multado con 3000.00 pesos moneda nacional, por tenencia y operaciones ilegales de embarcaciones en el territorio.

Las multas estaban firmadas por el Tte. coronel Raidel Rodríguez López.

El documento decía  que le habían decomisado un motor  fuera de borda de color verde de 25HP y 34 pomos de filtro y medio de gasolina. Solo eso. Los jóvenes aseguran que el resto de lo que llevaban en la embarcación fue robado por los guarda fronteras.

Este documento fue redactado el 6 de diciembre y entregado 10 días después.

Los jóvenes refieren que no tienen el dinero para pagar las multas impuestas. Ninguno tiene vínculo laboral con el Estado.

El 17 de diciembre todos se dirigieron a la Capitanía del Puerto para entrevistarse con el Tte. coronel Rodríguez López, sobre las 10 de la mañana, pero no se encontraba ningún oficial para atenderlos, solamente estaba la auxiliar de limpieza. 

De los 19 que intentaron salir del país, capturaron a 8, y de ellos multaron a cinco.


dania@cubadentro.com

 
Design by Wordpress Theme | Bloggerized by Free Blogger Templates | coupon codes