lunes, 10 de septiembre de 2012

Represión y golpizas a opositores en celebraciones religiosas


Dania Virgen García

Madeline Lázara Caraballo

Los días siete, y ocho de septiembre, durante las celebraciones de la Virgen de Regla, y de la Caridad del Cobre, decenas  de opositores pacíficos sufrieron detenciones y  golpizas por parte de efectivos de la Seguridad del Estado, la Policía Nacional Revolucionaria, y brigada de respuesta rápida, para impedirles que participaran en dichas festividades católicas.

El viernes siete, en la iglesia de la Virgen de Regla, en el municipio del mismo nombre varios opositores fueron severamente golpeados, detenidos, y conducidos a diferentes unidades de la policía. Algunos permanecieron en los calabozos por más de 24 horas.
 
El sábado ocho, los opositores pacíficos Madeline Lázara Caraballo, Lázaro Estévez Lorié, Miguel López Santo y Orlando Corso González,  fueron detenidos y golpeados.

Madeline Lazara fue arrastrada, abofeteada y pateada, por policías y oficiales de la Seguridad del Estado. Conducida para la unidad de Zanja, minutos después fue trasladada para la 4ta unidad. Llevada a calabozo, permaneció detenida más de cinco horas.

Lázaro Estévez, fue pateado y tirado al piso. Uno de los policías le pisó la cabeza, dejándolo con hematomas en todo el cuerpo. Asegura que hasta quisieron carterearlo. Esposado fue conducido para la unidad de Zanja, y trasladado posteriormente para la unidad de instrucciones de Alamar, donde permaneció más de cuatro horas detenido.

Afirma la opositora Madeline Lazara, que en la unidad de la policía donde se encontraba, estaban también los opositores pacíficos Neri Castillo Moreno, Niola Camila Araujo Molina, Nancy Ramona Zamora Paz, Kenia Pérez Monte de Oca, Jorge González Morales, Miguel López Santo, Orlando Corso González, Lázaro Marlon Mesa Romero, Alfredo Silva y William Cepero García y otros, que también habían sido golpeados.

El esposo de Madeline Lázara, en horas de la noche se dirigió a la unidad de la policía de Zanja. Cerca de la unidad fue golpeado por oficiales de la Seguridad del Estado, y la policía, quienes lo patearon en el piso, ocasionándole una herida en el pómulo. Al día siguiente tuvo que ser ingresado por siete horas, en el hospital Miguel Enríquez, donde le pusieron sueros intravenosos.

dania@cubadentro.com

 
Design by Wordpress Theme | Bloggerized by Free Blogger Templates | coupon codes