jueves, 16 de agosto de 2012

Multas por falta de higiene en los alimentos


Aimée Cabrera

Foto: Cafetería Calle Obispo

“Los particulares cocinan mejor lo que venden pero los otros preparan pan con cualquier cosa desde por la mañana hasta que cierran, los dulces ¡ni hablar!, hasta en la Dulcinea (antigua Cadena Pain de Paris) los dulces están días sin venderse, muy caro todo, y mucho calor”- destaca una  residente en el municipio Plaza.

Cientos de miles de multas y el cierre de centros de elaboración y venta de alimentos son las medidas que el Ministerio de Salud Pública (MINSAP) ha decretado con vistas a proteger al consumidor desde que comenzó el 2012, cuestión que se ha incrementado en los meses de verano.

En el caso de los cierres de establecimientos, estos tienen la oportunidad de reabrir, en caso de que se solucionen los problemas por los que se tomó la drástica medida.

Las altas temperaturas echan a perder alimentos como dulces rellenos con natillas, filetes de pescado empanizados, vasos desechables con ensalada fría hecha con pastas unidas a alguna carne y salsa de mayonesa, jugos de frutas y un sin fin de alimentos, de no tenerse en cuenta las normas higiénico sanitarias establecidas.

Numerosos han sido los brotes de intoxicaciones alimentarias que producen vómitos, diarreas y otros padecimientos que pueden hasta poner en peligro la vida del enfermo que debe ser ingresado o guardar extremo reposo que incluye tratamiento médico y dieta alimenticia durante unos días.

Hasta el momento se puede observar como aún, dependientes de cafeterías estatales o de los cuentapropistas no usan pinzas para coger los alimentos, en ocasiones tienen alimentos destapados, o tapados pero expuesto a las altas temperaturas del medio  ambiente durante horas.

Diferentes controles llevados a cabo por grupos de inspectores a estos centros donde se elaboran o venden alimentos demuestran que hay falta de higiene en las mesetas y en los utensilios para preparar los alimentos, mal fregadas las vajillas y vasos, así como la no protección de las cisternas abastecedoras de agua.

Un spot televisivo muestra a personas que se acercan a lugares donde se venden alimentos, una voz en off describe cómo deben estar cocidas las carnes y como debe ser la presentación de otras ofertas alimenticias para evitar intoxicaciones y enfermedades digestivas.

Las medidas aplicadas no son suficientes. “Quién le pone el cascabel al gato” expresa una residente del municipio Marianao. “No hay detergente, y en casi toda la Habana falta el agua, son muy pocos los que pueden limpiar y fregar como debe ser”-dice la capitalina que enseña su frasco con agua hervida, su vaso y su cuchara que guarda dentro de un nailon que lleva en su bolso.

aimeecabcu2003ster@gmail.com

 
Design by Wordpress Theme | Bloggerized by Free Blogger Templates | coupon codes